8 de febrero de 2021

HISTORIA DE UN CABRAHIGOS

La higuera tipo Cabrahigo es un cultivar de higuera (Ficus carica) macho que solamente produce flores masculinas con polen para polinizar higueras hembra con flores femeninas y fecundarlas, sin la cual no se podría desarrollar la cosecha principal (higos) y se caerían del árbol sin madurar.

Cabrahigo es el tipo de cultivo más primitivo con flores pistiladas cortas y flores estaminadas funcionales.

El Cabrahigo produce 3 generaciones de siconos al año:

  • 1- “Mamas” - estos nacen en las ramas del año anterior, son de forma redondeada, pasan el invierno en las ramas y maduran al comienzo de la primavera. En su interior se encuentra el insecto que produce la polinización.
  • 2- “Prohigos” - estos están situados en las axilas de las hojas nuevas. Son de forma alargada y maduran a principios de verano. Son los más utilizados para la caprificación (puesta de estos higos con el insecto en su interior atados en una rama de las higueras femeninas a polinizar).
  • 3- “Mamonas” - estos se desarrollan durante el verano y están situadas en el extremo de las ramas del año.

La mayoría de los cabrahigos no son comestibles, pero se cultivan porque albergan una pequeña avispa (Blastophaga psenes) que es necesaria para la polinización y el cuajado de las frutas de las higueras.

Se cría junto a higueras femeninas en cultivos moderados a intensos. Prefieren pleno sol, refugio contra el viento, en un suelo arcilloso y bien drenado.
 
Y después de la parrafada técnica aquí os presento a mi cabrahigo espontáneo, un día salió en una de mis macetas y lo arranqué sin mucho cuidado para plantarlo de forma independiente sin tener muy claro de qué se trataba.
 
Por entonces no tenía ningún ejemplar plantado sobre piedra (y sigo sin tenerlos, salvo este) así que pasado un tiempo lo adosé en la primera que encontré, así fue pasando el tiempo hasta 2007 en que le hice la primera foto.

Y así fue pasando el tiempo. La planta tiene tendencia a sacar ramas en cascada así que la ayudé un poco, terminando plantada en una laja de piedra hasta que a los mirles les dió por arrancarle el musgo dejando constantemente raíces desprotegidas, eso hizo que perdiera fuerza y se viese más desangelado de lo que ya era.

Así que he tenido que volverlo a plantar en una maceta convencional, queda feo de coj.... pero es lo que tenía a mano. Parece un calamar. 😅😅😅😅😅

No hay comentarios: